Castillo de Chambord

Castillo de Chambord es el más grande de los castillos del Valle del Loira y uno de los más conocidos y frecuentados. Fue construido por voluntad del Rey Francisco I de 1519 cerca de una curva del Río Cosson, un afluente del Beuvron que fluye a su vez en el Loira. Se encuentra en el Departamento de Loir-et-Cher, a 14 km al noreste de Blois y a unos 6 km de la orilla izquierda del Loira. El castillo fue una de las residencias de los reyes franceses y constituye uno de los ejemplos más significativos de la arquitectura renacentista en Francia. En 1981 fue incluido en la lista de Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO, en la que todavía pertenece, desde el año 2000, a todo el Valle del Loira. Desde 1840 el castillo ha sido parte de los monumentos históricos de Francia y en 2005 fue registrado en el circuito de residencias reales europeas.

El sitio albergó desde el siglo X una residencia fortificada que consiste en una Motte Castrale propiedad de los condes de Blois. En el siglo XIV alrededor del castillo había una capilla, un horno y Molinos en el Cosson. Fue precisamente el curso de agua que dio el nombre al pueblo: el topónimo "Chambord" podría derivar del Cambo ritos Celta, es decir, "Ford en el bucle" . Algunos documentos firmados por Teobaldo VI de Blois y su viuda clemencia de Roches, fechados entre finales del siglo XII y principios del siglo XIII, fueron firmados en Chambord. Junto con todas las posesiones de los condes de Blois, el castillo pasó de la familia en Châtillon a los Duques de Orleans en 1397, y más tarde fue anexado a la corona de Francia cuando Luis de Orleans se convirtió en Luis XII en 1498, y ya en ese momento el castillo tenía funciones defensivas y se había convertido en un mero pabellón de caza. En 1516 Francisco I, al regresar de Italia después del éxito en la Batalla de Marignano, decidió construir un castillo en el borde de la zona boscosa de Chambord para celebrar su gloria. El 6 de septiembre de 1519, el rey Francisco I dio la orden a su chambelán, François de Pontbriand, de elaborar una lista de los gastos necesarios para la construcción del castillo: a partir de entonces comenzó la construcción del Gran Palacio que habría tenido la función de residencia permanente, pero de la palazzina di caccia bajo las dependencias del Castillo de Blois, el rey, de hecho, un gran amante de la caza, me quedaría solo 42 días en 32 años de reinado junto con su segunda esposa, Leonor de Habsburgo, y su favorita, Anne D''heilly La idea del Rey era fundar una nueva ciudad, Romorantin, y construir una gran residencia basada en los cánones de la nueva arquitectura renacentista según lo descrito por Leon Battista Alberti en el Tratado de re aedificatoria, fusionando elementos de derivación italiana con elementos de la tradición francesa. Esta arquitectura fue para celebrar a su constructor, Francisco I, apodado El "Príncipe arquitecto" . El diseño original incluía solo una torre del homenaje con cuatro torres circulares en las esquinas, que en cada planta tenían cuatro habitaciones dispuestas alrededor de la escalera central. Aunque casi todos los documentos originales sobre el diseño del castillo se han perdido, es posible que Leonardo da Vinci, que se estableció en Amboise a finales de 1516, también participó en él, al igual que el arquitecto Domenico da Cortona. El trabajo comenzó con la demolición de varios edificios, incluido el castillo de los condes de Blois y la capilla conectada a él, y la construcción de los cimientos de la Torre del Homenaje. Tras ser interrumpida entre 1525 y 1526 debido a acontecimientos adversos como la derrota de Pavía, y el encarcelamiento del Rey en Madrid, y tras una ralentización por la falta de fondos y la dificultad de sentar las bases (en 1524, las murallas apenas estaban al nivel del suelo), la obra se reanudó con cambios que incluyeron la adición de dos alas, una de las cuales era para albergar la residencia del Rey. El proyecto se simplificó: la escalera central pasó de tener cuatro rampas a tener solo dos, mientras que los túneles centrales, diseñados para permanecer abiertos, se cerraron. Alrededor de 1.800 trabajadores trabajaron en el sitio en ese momento y varios arquitectos siguieron, como Jacques Sourdeau, que había seguido la construcción del Castillo de Blois, Pierre Trinqueau, que trabajó en el castillo hasta 1538, Jacques Coqueau y Pierre Nepveu. La Torre del homenaje se completó con motivo de la visita del Emperador Carlos V, que permaneció en el castillo entre el 18 y el 19 de diciembre de 1539 mientras se dirigía a la ciudad de Gante con la intención de castigarla por no participar en los gastos de guerra. La procesión del emperador fue recibida con ballets y flores mientras los pasillos estaban alfombrados con tapices. Carlos V apreció el castillo y lo llamó "una síntesis de lo que la industria humana puede hacer" . El ala norte se completó en 1544, mientras que al año siguiente añadió una galería externa, apoyada por arcos, y una escalera de caracol; mientras tanto, continuaron el trabajo en el ala sur, y añadió un muro bajo para cerrar en el patio, a la manera de castillos medievales, como el castillo de Vincennes. Después de la muerte de Francisco I en 1547, la construcción del ala sur continuó durante el reinado de Enrique II, como es evidente por el emblema "H" tallado en algunas partes del castillo, para detenerse con la muerte de este último en 1559. En 1552 se firmó el Tratado de Chambord en el castillo entre el rey francés y los príncipes alemanes que se opusieron a Carlos V. En los años siguientes el castillo no estaba ocupado a menudo; en 1566, bajo el reinado de Carlos IX, rey, amante de la caza, se llevaron a cabo trabajos de restauración, pero Chambord estaba demasiado lejos de los lugares habituales de residencia de la corte; también el castillo, con grandes ventanas, habitaciones son enormes y techos muy altos, era muy difícil de calentar, y se caracterizó por las corrientes de aire desagradables en su interior. Las largas estancias fueron poco prácticas también debido a la falta de un pueblo cercano que pudiera abastecer a la corte con alimentos. Enrique III y Enrique IV tampoco asistieron al castillo y no emprendieron ningún trabajo allí. Luis XIII fue a Chambord solo dos veces: en 1614, a la edad de trece años, y en 1616, junto con la Reina Ana de Habsburgo, regresó de Burdeos. Desde 1639 el castillo fue ocupado por Gastone d''Orléans, hermano del rey, que había recibido el Condado de Blois en 1626. Llevó a cabo los trabajos de restauración se completó en 1642, en particular la construcción de un apartamento, La disposición del parque, y la recuperación de los pantanos circundantes, lo que le permitió construir un pequeño jardín al norte del edificio; la capilla, sin embargo, todavía sin una cubierta. Fue solo con el reinado de Luis XIV que la estructura se completó: el Rey Sol había sentido la importancia del mensaje de riqueza y poder constituido por Chambord. Confió las obras al arquitecto Jules Hardouin - Mansart, quien, entre 1680 y 1686, completó el ala sur, el techo de la capilla y el recinto del patio, que estaba destinado a la vivienda de la servidumbre y estaba equipado con un techo ático. Luis XIV permaneció nueve veces en el castillo, la primera en 1650 y la última en 1685. A veces el rey estaba acompañado por Molière, que era el escenario para él, sus comedias acompañadas por la música de Jean - Baptiste Lully y coreografiado por Pierre Beauchamp : el 6 de octubre de 1669 estaba representado el monsieur de Pourceaugnac mientras que el 14 de octubre de 1670, con motivo de la visita de una delegación de los turcos, estaba representado el caballero burgués. Luis XIV instaló un apartamento en el primer piso de la Torre del homenaje, en la parte noroeste con vistas al parque, que incluía una antecámara, una sala noble y una sala de desfiles; para este fin, se unieron dos de las cuatro habitaciones previstas en el proyecto original. El rey se quedó en Chambord con Madame de Maintenon en 1685; sin embargo, desde que la corte se estableció en Versalles, las estancias del Rey se han vuelto cada vez más raras. Durante el reinado de Luis XIV, también hubo la creación de un jardín francés en frente de la fachada norte y la fachada oriental, diseñado por Mansart, y cavó un canal para que usted pueda desplazarse a través del Río Cosson: el trabajo comenzó en 1684, y vio la elevación de la zona a través de la construcción de muros de contención con el fin de evitar la inundación fácil del jardín. El 10 de diciembre de 1700, el rey de España Felipe II se alojó en el castillo en compañía de los Duques de Berry y Borgoña. El rey Luis XV hizo que su suegro Estanislao Leszczyński, depuesto rey de Polonia, se instalara en el castillo entre 1725 y 1733. En los años 1729 y 1730 el compositor Louis Homet estuvo a su servicio como músico de la corte. A petición de Leszczyński, que se quejó de la insalubridad de la zona debido a la presencia de pantanos, a partir de 1730, se reanudaron los trabajos en los jardines iniciados cincuenta años antes: se construyeron puentes, incluido el que le permitía llegar al jardín, y presas; se levantaron las paredes de la terraza artificial; se amplió y limpió el lecho del Cosson. El 25 de agosto de 1733, Estanislao Leszczyński y su esposa dejaron el Castillo de Chambord para unirse a los ducados de Lorena y Bar, que le habían sido asignados. Inmediatamente después de su partida, se plantaron Castaños, bojes y naranjos para formar un jardín francés. El castillo permaneció deshabitado durante 12 años; en 1745 Luis XV lo donó a Mauricio de Sajonia, quien se convirtió en Gobernador vitalicio, con un ingreso de 40. 000 liras. Hizo construir cuarteles para su regimiento en los que se trasladaron y residieron en el castillo soldados polacos, húngaros, turcos, tártaros e incluso coloniales de Martinica desde 1748 hasta 1750, año en el que murió. El general hizo un arreglo del jardín, plantando árboles cítricos y rodeando los caminos con setos, y tenía un teatro de corte diseñado por el arquitecto Giovanni Niccolò Servandoni. Durante su estancia el regimiento montó la Guardia diariamente y los ejercicios militares se llevaron a cabo a caballo. Después de su muerte, los cañones del castillo dispararon durante seis días una salva cada cuarto de hora de luto. Después de la muerte de Mauricio de Sajonia, el castillo fue habitado sólo por sus gobernadores. August Heinrich von Friesen, nieto del mariscal de Sajonia, murió en el castillo en 1755; fue sucedido por el Marqués de Saumery hasta 1779, luego el Marqués de Polignac, que fue expulsado durante la revolución en 1790. Durante la Revolución, los residentes de los pueblos cercanos saquearon el parque y el Castillo. Los animales grandes fueron talados y los árboles fueron cortados o destruidos por los rebaños que pastaban en el parque mientras el jardín ya no estaba cuidado; una parte del foso, seca, se convirtió en un huerto. La situación era tan grave que en mayo de 1790 se envió un destacamento de un regimiento de caballería para detener el saqueo, y más tarde, en 1791, se envió un destacamento del 32º Regimiento de infantería para restaurar el orden. Entre octubre y noviembre de 1792, el gobierno revolucionario comenzó a vender los muebles que no habían sido robados, incluidos el papel tapiz y los pisos, mientras que los tapices se rompían para recuperar los hilos de oro y plata; para calentar las habitaciones durante las ventas se quemaban, y hermosas puertas talladas. Paralelo a las subastas continuó el saqueo nocturno; un inventario elaborado el 29 Pratile del año IV (17 de junio de 1796) confirma la situación de degradación, pero a pesar de todo el monumento escapó a la destrucción. El 13 Messidore del año X (2 de julio de 1802), Napoleón Bonaparte asignó el castillo a la decimoquinta cohorte de la Legión de Honor bajo el mando del General Pierre Augereau; sin embargo, fue a Chambord solo dos años más tarde y lo encontró devastado por el saqueo y en estado de abandono. Cerró el parque al público, reparando las vallas, a pesar de las protestas de la población. Bajo el Primer Imperio, en 1805, Napoleón decidió establecer en el castillo un instituto de Educación para las hijas de los titulares de la Legión de Honor, pero el proyecto no siguió. En 1809 el castillo fue cedido por la Legión de honor al estado; la posesión, elevada al Principado de Wagram, fue así otorgada al General Luis Alejandro Berthier, Príncipe de Neuchâtel, como recompensa por sus servicios, con una renta de 500. 000 francos. Berthier, que tenía la tarea de arreglar el castillo en cinco años, fue a Chambord solo una vez en 1810 para una caza; emprendió, sin embargo, una renovación del edificio y los alrededores, aprovechando un beneficio económico de la venta de la madera de la tala de los árboles del parque. A su muerte, en 1815, el castillo fue heredado por la viuda del general, que decidió venderlo al no poder sufragar los gastos de su gestión. En 1821, el castillo fue comprado con una suscripción nacional y donado al bisnieto de Luis XVIII, Enrique de Borbón, el duque de Burdeos, que solo tenía un año y por lo tanto recibió el título de Conde de Chambord. Con la revolución de 1830 Carlos X y miembros de la familia real, incluido su sobrino Enrique, fueron exiliados. El conde de Chambord fue mantenido alejado de Francia por todos los regímenes posteriores, pero continuó interesado en el mantenimiento del castillo y el parque. Hizo administrar la finca por su delegado y financió importantes campañas de restauración de los edificios y el parque; también hizo que el castillo se abriera al público. Aunque el jardín era mucho más simple que en el siglo XVIII, con solo parterres, caminos con grava y filas de árboles, un proyecto de remodelación completa se confió al arquitecto paisajista Achille Duchêne, pero fue abandonado. Durante la Guerra franco-prusiana el castillo fue utilizado como hospital militar y en 1871 fue habitado brevemente por el conde de Chambord, quien desde esa residencia envió un mensaje a los franceses pidiendo la restauración de la monarquía. Cuando murió, en 1883, el castillo fue heredado por los ex Duques de Parma y Piacenza, sus nietos: Roberto I y su hermano Enrico, conde de Bardi. A la muerte de Roberto I en 1907, la finca fue heredada por su hijo Elijah. Después de ser confiscada durante la Primera Guerra Mundial, la finca de Chambord fue comprada el 13 de abril de 1930 por el Estado francés por once millones de francos. El estado eliminó la cubierta de mansarda que cubría el perímetro del patio con la intención de acercar el edificio lo más posible al estado en el que apareció en el Renacimiento. La gestión del castillo fue compartida entre la administración de los estados, la Oficina Nacional de agua y bosques y la inspección de monumentos históricos. Esta decisión fue confirmada después de la Segunda Guerra Mundial, el 19 de julio de 1947. Al comienzo de la Segunda Guerra Mundial, el castillo se convirtió en el Centro de clasificación de las obras de arte de los museos de París y el norte de Francia, que tuvieron que ser trasladados para protegerlos de los bombardeos alemanes. Algunas obras, como la Mona Lisa, permanecieron en el castillo solo unos meses, mientras que otras permanecieron en Chambord durante la guerra. El primer convoy de obras de arte, incluida la famosa pintura de Leonardo da Vinci, partió del Louvre el 28 de agosto de 1939, y seguido por 37 trenes para un total de más de 3690 pinturas; en el último las obras se trasladaron al sur, como en el castillo de Saint - Blancard, donde, entre otros, se mantuvieron los tiempos del antiguo Egipto. En la parte superior de las paredes del patio en 1950 se hizo de una balaustrada de piedra; entre 1950 y 1952, fue reconstruido, el techo fue destruido por el fuego; entre 1957 y 1960, se restauró, la torre de la capilla; en 1960, se restauró en el apartamento de Francisco I; en 1962 se renovaron los garajes, que contienen los preciosos carruajes del conde de Chambord, construidos en 1871 por Hermès, con los que el noble habría querido haciendo su entrada a París como Rey Después de escapar del bombardeo, el accidente de un bombardero estadounidense en 1944, y el incendio del 7 de julio de 1945, que destruyó el techo del ala sur, y después del regreso a París de las obras del Louvre, comenzó a Chambord, una importante restauración comenzó en 1950 y duró casi treinta años bajo la dirección del arquitecto Michel Ranjard y, desde 1974, Pierre Lebouteux. El canal en el parque fue reabierto en 1972 y las zanjas fueron despejadas y llenadas; en 1970 se retiraron árboles altos del jardín para dar paso a áreas cubiertas de hierba. En 1981 el área fue incluida en la lista del Patrimonio Mundial de la UNESCO. En 1998, bajo la dirección de Patrick Ponsot, se reanudaron los trabajos de reparación de las terrazas, las balaustradas de las torres y el ala delantera de los talleres. Desde el 30 de mayo de 1952, los espectáculos de música y luz llamados Son et lumière se llevan a cabo en Chambord. Después de una inundación del Cosson que había afectado a la zona, de agosto de 2016 a marzo de 2017 se restauraron los jardines franceses que se desarrollan al noreste del castillo. Estos jardines, encargados por Luis XIV y terminados durante el reinado de Luis XV, habían desaparecido gradualmente con el tiempo y fueron posibles gracias al patrocinio del estadounidense Stephen A. Schwarzman, fundador del fondo de inversión Blackstone Group, después de una larga búsqueda, archivo y Arqueología llevada a cabo por la Escuela de paisaje de Versalles para reconstruir su diseño original. En 2019 el castillo de Chambord, con un total de más de 1300000 entradas, hizo un récord de visitas turísticas, con un aumento del 11,1% respecto al año anterior.

Es probable que los estudios de Leonardo da Vinci, que en el momento de la construcción del castillo estaba en la corte de Francisco I, pueden haber influido en algunos de los elementos arquitectónicos: de hecho, algunos de los diseños del genio italiano representan proyectos de escaleras a la doble hélice y edificios con un diseño de cruz griega, las características que se encuentran en el castillo, así como la arquitectura de las torres, que según algunos estudiosos, es más a las Torres del siglo XV y campanarios de Milán que a las típicas construcciones francesas de la época, caracterizadas por una sobreabundancia de torretas y agujas Seguramente varios arquitectos se alternaron durante la construcción del castillo, sin embargo no hay ningún documento que atestigüe con precisión la identidad del primer diseñador. Además hay hipótesis de que la estructura del Castillo de Chambord reflejaba un proyecto para otro castillo diseñado por Leonardo que iba a ser construido en Romorantin para la madre de Francisco I. Probablemente el alumno de Leonardo, Domenico da Cortona, siguió personalmente la construcción del Castillo: de hecho, hizo en 1517 un modelo de madera del palacio que fue encontrado en Blois en la época de Luis XIV por André Félibien y que fue reproducido por él en un dibujo. El modelo tenía una escalera recta, con dos rampas, colocadas en uno de los brazos de la Cruz; probablemente este proyecto de gusto italiano fue modificado para acomodar la escalera de caracol central, más escénica y más apreciada en Francia, en el modelo de la escalera del Castillo de Blois, que pudo haber sido diseñada por el propio Leonardo. En cualquier caso, la simetría central de la planta permanece de estilo típicamente italiano. Una peculiaridad del palacio es la estricta orientación de las diagonales de la Torre del Homenaje a lo largo de los ejes norte - sur y este - oeste; las torres angulares apuntan exactamente a los cuatro puntos cardinales. En el interior, en cada planta, el espacio está ocupado por un vestíbulo cruzado que separa los Cuatro Cantones, en cada uno de los cuales hay un apartamento. El plan actual, sin embargo, tiene algunas inexactitudes con respecto a una simetría axial perfecta que se atribuyeron durante mucho tiempo a errores de construcción. Las investigaciones arqueológicas llevadas a cabo a principios de la década, sin embargo, han confirmado la hipótesis formulada en 1973 por Michel Ranjard, que argumentaba que el proyecto del castillo se organizó inicialmente de acuerdo con una simetría central en forma de una esvástica dispuesta alrededor de una escalera monumental, cuatro rampas, que nunca se construyó, pero fue descrita por Andrea Palladio y John Evelyn. Esta disposición, particularmente dinámica, habría tenido vínculos con los estudios de Leonardo da Vinci sobre turbinas hidráulicas, y sobre precursores del helicóptero, pero, como reveló el trabajo de consolidación del sótano, y de las excavaciones arqueológicas de 2003, el proyecto inicial fue abandonado poco después de la construcción de los pozos de la torre; con la adición de las alas y el anillo de la más baja esta simetría se dejó fuera de todo. El sitio de construcción del Castillo de Chambord fue impresionante: se utilizaron alrededor de 220000 toneladas de piedras. Aunque Francisco I planeaba desviar el curso del Loira, esto no fue posible, y el más modesto Cosson fue desviado, que de esta manera podría alimentar el foso que rodea el castillo. Las condiciones de los trabajadores eran duras debido a los pantanos que rodean el castillo, muchos trabajadores murieron de malaria. Se plantaron postes de madera a una profundidad de 6 a 8 metros para estabilizar los cimientos del castillo, aunque, como surgió de las excavaciones realizadas en 2007, la torre suroeste descansa sobre una base de piedra caliza. Las mismas excavaciones desenterraron los restos de una estructura de piedra circular que formaba la base de la Torre del castillo medieval propiedad de los condes de Blois. La toba blanca, el material utilizado para la construcción del castillo, fue transportada en vagones desde el puerto de Saint - Dyé - sur - Loire; todos los trabajadores, incluidos los cortadores de piedra, fueron pagados por la pieza, y luego hicieron incisiones en los bloques que debían ser pagados por el gerente de construcción; algunas de estas tallas todavía son visibles. La toba blanca, una piedra caliza suave y muy porosa, es fácil de trabajar pero gana más resistencia mientras permanece en contacto con el aire; sin embargo, está sujeta a varias alteraciones, incluida la descamación de la superficie debido a la formación de yeso causada por el rico entorno de los productos de la combustión de petróleo y carbón, que se produjo especialmente en el siglo XIX. Por esta razón, los trabajos de restauración de mampostería se inician regularmente; las piedras de reemplazo provienen de canteras cerca de Valençay, que producen una toba cuyas características (grano fino, color) se consideran las más cercanas a la piedra original. El palacio, con su patio rodeado de murallas, las torres de esquina de la Torre del Homenaje y el foso que lo rodea, se diseñó siguiendo el modelo de las fortificaciones medievales. Sin embargo, aunque el estilo gótico, reconocible en los ornamentos de los techos, las chimeneas y la aguja sobre la escalera central, influyó en gran medida en el diseño, tiene rasgos inconfundibles renacentistas, como la simetría de los edificios, la bóveda artesonada del segundo piso, las logias y las molduras de los pilares. El castillo tiene una silueta muy particular que lo convierte en una de las obras maestras arquitectónicas del Renacimiento: la fachada tiene 156 metros de largo y 56 de Alto, tiene 426 habitaciones, 77 escaleras, 282 chimeneas y 800 capiteles tallados. El plan del castillo se basa en un cuerpo central perfectamente cuadrado, cruz griega, similar a la de varias iglesias italianas de la época, incluida la Basílica de San Pedro; sin embargo, en ese momento, este tipo de planta se utilizaba casi exclusivamente para edificios religiosos. Es posible, entre otras cosas, que el artesonado de San Pedro influyera en los techos de las salas del castillo. El cuerpo central, que inicialmente se suponía que era el único edificio del castillo, comenzó a llamarse "Torre del Homenaje" , aunque nunca tuvo una función defensiva, cuando Francisco I construyó las alas y las paredes del patio según el modelo de castillos fortificados de la Edad Media. El ala oriental alberga los apartamentos de Francisco I, mientras que el occidental está ocupado por la Capilla; las dos alas están conectadas a la Torre del Homenaje a través de galerías. El cuerpo central tiene tres plantas, cada una con ocho apartamentos: cuatro en las esquinas y cuatro en las torres. Los apartamentos son autónomos, como estaba en uso en las construcciones del Primer Renacimiento especialmente en Toscana, a diferencia de los castillos medievales que tenían habitaciones que se sucedían a lo largo de un pasillo: probablemente esta disposición de los espacios se inspiró en la villa Medici de Poggio a Caiano, diseñada por Giuliano da Sangallo, maestro de Domenico da Cortona. Cada apartamento consta de una sala de estar principal, tan alta como toda la planta, y dos habitaciones más pequeñas, un estudio y un armario, por encima del cual se obtuvieron dos salas de servicio. Casi todas las habitaciones están equipadas con chimeneas para la calefacción. Los espacios de la planta baja están ocupados por las salas de servicio del moderno centro museístico. En el primer piso se encuentran los apartamentos reales: la mitad de la planta está ocupada por el apartamento parade de Luis XIV, creado al unir dos apartamentos separados e incorporar el vestíbulo Norte. Este apartamento consta de una sala de Guardias, dos antecámaras, una sala de desfile y habitaciones privadas. El mobiliario actual de las habitaciones fue reconstruido sobre la base del deseado por mauricio de Sajonia, que se instaló en estas habitaciones durante su estancia en el castillo. En una de las Torres del primer piso, adyacente a los aposentos del Rey, se encuentra el apartamento de la Reina, que fue ocupado por María Teresa de Austria y Madame de Maintenon. Este también consiste en el mismo número de habitaciones que la de Luis XIV. Otra área de la Torre del Homenaje está ocupada por los apartamentos construidos en el siglo XVIII para los colaboradores de Leszczynsky y el mariscal de Sajonia: estos, más modernos y cómodos, tenían superficies más pequeñas y techos más bajos para facilitar la calefacción de las habitaciones; dentro de las majestuosas chimeneas renacentistas se colocan chimeneas más pequeñas y funcionales. La primera planta alberga también un museo dedicado al conde de Chambord, que exhibe objetos y obras de arte que le pertenecieron. En el Centro de la Torre del homenaje está la escala de la doble hélice, formada por dos tramos de escaleras que se entrelazan sin cruzarse nunca; en cada planta la escalera se abre a las cuatro salas que forman una cruz, y que fueron el fondo de la vida social de los miembros de la corte; en las salas del segundo piso estaban las danzas. En la parte superior de la escalera hay una terraza que ofrece una vista de los techos, chimeneas y buhardillas, decoradas con figuras geométricas en pizarra que recuerdan a las incrustaciones de mármol negro de La Cartuja de Pavía, donde Francisco I estuvo cautivo; en un momento los techos estaban adornados con decoraciones de plomo Dorado. La terraza, tal vez diseñada por Leonardo da Vinci para permitirle admirar la superestructura del castillo, permitió a los huéspedes del Palacio observar el parque y seguir la caza que tuvo lugar en él. La escalera está cubierta por una linterna de 32 metros que recuerda a las de las iglesias y está coronada por un lirio, símbolo de la monarquía francesa. La linterna, una vez abierta y luego cerrada con vidrieras, se apoya en Arcos salientes. En general, el techo, rico en agujas, chimeneas, pináculos y buhardillas, contrasta con la apariencia masiva del castillo y se ha comparado con el horizonte de una ciudad. El segundo piso es notable por su artesonado, algunos de los cuales todavía conservan algunos rastros del oro de la pintura original, decorado con los símbolos reales de Francisco I, F, Coronado y la salamandra, y el símbolo de su madre, Luisa de Saboya, una cuerda anudada para formar el nudo de Saboya. Algunos de estos símbolos, los colocados más arriba a la altura de la terraza, están hechos por el contrario, para que Dios, desde arriba de los cielos, pudiera ver el poder del Rey. Las salamandras representan el lema de Francisco I, "Nutrisco et extinguuo" , es decir, "me alimento y extingo" . En el palacio también hay grabados en memoria de la obra realizada por Enrique II, La "D" y la "H" junto con el lema "Donec totum impleat orbem" (" hasta que haya llenado todo el mundo ") , y por Luis XIV, con el lema "Nec pluribus impar" (" No más ") . Las habitaciones del segundo piso albergan un museo sobre la caza. El Ala Este contiene, en el primer piso, el apartamento de Francesco I, inicialmente colocado en la Torre del Homenaje. Cuenta con una gran sala para audiencias oficiales y un estudio privado de estilo italiano, que sirvió como Oratorio privado para la reina Catalina Opalińska, esposa de Estanislao Leszczynsky. El ala oeste está parcialmente ocupada por la capilla, la sala más grande del castillo. Tiene influencias italianas y clásicas y está decorado con columnas dóricas y frontones. El parque que rodea el castillo fue buscado por Francisco I después de menos de cinco años desde el comienzo de la construcción del castillo. El parque, vallado, serviría para los viajes de caza que el rey amaba realizar cuando iba a Chambord. Según el proyecto de 1523, el parque tuvo que extenderse por 3000 acres, o 1500 hectáreas; hoy está rodeado por un muro fronterizo de 32 km de largo construido a partir de 1542, lo que lo convierte en el Parque Forestal cerrado más grande de Europa. En 1547 se estableció un puesto de guardia en el parque, que permaneció activo hasta 1777. El dominio Nacional de Chambord cubre hoy 5440 hectáreas, 800 de las cuales están abiertas al público, y forma parte del circuito Natura 2000 siendo reconocido a nivel europeo como zona de especial protección desde 2006 y como zona de especial conservación desde 2007. El bosque está formado por un 54% de árboles caducifolios y un 26% de coníferas. También hay algunas especies protegidas a nivel nacional como la rosolida, la mariquita estrellada, la littorella, la pilularia común, el incensario fetida y la graziella. Las especies de animales más extendidas en el bosque de Chambord son el ciervo y el jabalí; además de estos también hay muflón europeo importado a la reserva de Córcega, del jardín des Plantes en París, del Parque zoológico de París y de la antigua Checoslovaquia. De la Reserva Natural de Chambord, por otro lado, se tomaron ciervos y muflones para la repoblación de nuevas áreas. En cuanto a las aves, el parque es frecuentado tanto en el período de reproducción, tanto por especies que pasan durante la migración, como por especies que anidan. Durante la temporada de reproducción, en particular, se han observado el águila pescadora, el pez blanco, El Águila menor, El Águila pequeña, el pájaro carpintero negro, el pájaro carpintero rojo, el pájaro carpintero negro, El Martín Pescador, El Urogallo Europeo, La tottavilla, la magnanina. El jardín, que consta de tres parterres, se desarrolla al norte y al este del castillo y ocupa una superficie de seis hectáreas y media. Contiene 600 árboles altos, 800 arbustos, 200 plantas de rosas, 15250 plantas de tomillo utilizadas como setos y 18874 m2 de prados. Las plantas medicinales presentes son cebollino, hinojo y eneldo.

El Comité des chasses présidentielles, la institución que organizaba viajes de caza en los dominios del nacional francés al Presidente de la República, y sus invitados, organizaron en Chambord muchos de estos eventos hasta que, en 2007, el presidente Nicolas Sarkozy, abandonó esta práctica en favor de viajes de caza con el propósito de regular la población animal o la captura de especímenes para ser transportados a otros sitios; desde entonces la población de ciervos ha crecido un 30 por ciento cada año El 28 de marzo de 1987, el Canciller de la República Federal de Alemania Helmut Kohl y el presidente de la República Francesa François Mitterrand se reunieron en el castillo para discutir una línea Europea compartida sobre armamentos. El príncipe Carlos y su esposa Diana Spencer visitaron el castillo el 9 de noviembre de 1988 como parte de una visita oficial. El Presidente de la República François Hollande visitó Chambord el 19 de diciembre de 2014 con motivo de una visita oficial, mientras que su sucesor Emmanuel Macron celebró su cuadragésimo cumpleaños en el castillo el 17 de diciembre de 2017. Con motivo del 500 aniversario de la muerte de Leonardo da Vinci, el castillo ha acogido una visita de estado del Presidente de la República Italiana Sergio Mattarella, el 2 de mayo de 2019, que fue a Chambord con su homólogo francés Emmanuel Macron después de la visita a los castillos de Amboise y Clos - Lucé. Durante estas celebraciones el castillo recibió a 500 jóvenes italianos y franceses y muchas personalidades de la ciencia y el arte como el arquitecto Renzo Piano, El escritor Alessandro Baricco, los astronautas Samantha Cristoforetti y Thomas Pesquet y la física Fabiola Gianotti.

El Castillo de Chambord influyó en la construcción de numerosos edificios o elementos decorativos en toda Europa. Por ejemplo, el Castillo de Schwerin, en Mecklemburgo - Pomerania Occidental, fue diseñado en el modelo de la arquitectura del castillo francés entre 1845 y 1857. Más tarde, el modelo de Chambord se extendió en el Reino Unido, donde se construyó su inspiración, y el edificio fundador del college of london Royal Holloway, el edificio principal del Fettes College en Edimburgo en 1870 y Waddesdon Manor por el arquitecto Hippolyte Destailleur en Buckinghamshire entre 1874 y 1889. El castillo fue utilizado como lugar de rodaje de las siguientes películas: .

Residencias reales francesas

Castillos del valle del Loira

Arquitecturas renacentistas de Francia

Chambord (Loir y Cher)

Castelli del Loir-et-Cher

Palacio De Saint-Pol

El Palacio de Saint - Pol fue una residencia real francesa en el período de Carlos V y su hijo Carlos VI. la antigua residencia del Palacio De La Cité estuvo ac...

Castillo de Pau

El castillo de Pau (en francés : château de Pau) es el principal monumento de la ciudad francesa de Pau, capital de Béarn, en el Departamento de los Pirineos At...

Palacios de París

Arquitecturas de Pau (Francia)

Castillos del Pirineo Atlántico

Monumentos históricos de Nueva Aquitania

Esta página se basa en el artículo de Wikipedia: Fuente, Autores, Licencia Creative Commons Reconocimiento-CompartirIgual.
This page is based on the Wikipedia article: Source, Authors, Creative Commons Attribution-ShareAlike License.
contactos
Política de privacidad , Descargos de responsabilidad