Baloncesto Femenino Pavia

El baloncesto pavese a nivel femenino, tiene sus raíces ya en 1934 en el regional y tuvo la primera participación en la División Nacional Femenina en 1935. En más de 60 años (hasta el cierre de la empresa en 1998) estuvo representada al más alto nivel por 4 empresas diferentes: PRIMERO en el período de entreguerras fueron los jóvenes fascistas, en los años 50 fue el baloncesto Pavía, luego en los años 60, La Ola, y a partir de 1970 el Basket Pavia. Todos han logrado ser altamente competitivos, tanto es así que hay 10 participaciones en el primer nivel del momento y 24 en el segundo nivel, con el lugar de Honor como resultado máximo dos veces (en 1963/64 y en 1996/97) y también un título Nacional Juvenil Sub-18 (en 1997/98).

El baloncesto femenino en Pavía nació en 1934 con su primer campeonato oficial (Campeonato provincial de la Primera División femenina). El equipo de los jóvenes fascistas de Pavía fue declarado ganador del campeonato con derecho a participar en la final del campeonato lombardo, donde se enfrentaron a Lodi, perdiendo la final ante el Guf Milano. Estimulado por el muy activo entrenador-árbitro-fiduciario provincial FIP, el Prof. Aurelio Chiappero, los jóvenes atletas de Pavía en virtud de los buenos resultados alcanzados a nivel regional, fueron admitidos en la División Nacional 1935 insertado en el Grupo Norte con Canottieri Milano y Ginnastica Torino. Perdieron ante los milaneses y ganaron con los piamonteses, quedando 2º en el grupo. En la final nacional, Canottieri Milano se confirmó campeón, superando a Ginnastica Triestina y Pallacanestro Napoli. En los años siguientes, el pavesine no logró ser admitido en el escenario nacional, pero contribuyó (junto con el GUF masculino) a introducir el virus del baloncesto incluso entre las mujeres, como la historia ha demostrado en gran medida en los años siguientes. Vale la pena mencionar los nombres de los pioneros: Pissavini, Peroncini, Malabarba, Zanoli, Tomelli, riserve Lucchini, Landini, Barani. Entrenador Prof. Aurelio Chiappero. Pavia basketball se formó en junio de 1947 y realizó actividades masculinas con el primer equipo que estuvo en la máxima categoría, provocando gran entusiasmo y obteniendo un amplio seguimiento. Esto llevó a un grupo de chicas a probarse en los deportes de moda, organizados en dos grupos: el GS Necchi y precisamente la sección de mujeres dentro del Pall. Pavia. Ambos entraron en la promoción Regional 1950/51. En el primer año de actividad, con 15 victorias y solo 1 derrota, el Pall. Pavía ganó la fase regional, luego también la próxima fase semifinal interregional "lombardo-triveneto" obteniendo la admisión a la Final nacional en la que se clasificó en el lugar de Honor, mereciendo la admisión a la Serie Nacional B 1951/52. Temporada en la que los pavesi ganaron el grupo clasificatorio accediendo a la final nacional a 4, que ganaron, mereciendo el acceso a la Serie A 1952/53, justo en el año en que los hombres descendieron a la segunda serie. Una vez en el nivel más alto, sorprendentemente, pavesi jugó un gran torneo ubicándose en el cuarto lugar en la serie a 1952-53. También vale la pena mencionar aquí la formación de los jugadores de baloncesto Pavese: cap. Miradoli, Pagani, Pollastri, Viola, Galfani, Bosoni, Toselli, Mesturino, Gelmetti, Vanzati. Guidi (de Comense), las 2 nacionales Anna Neri y Anna Sommi (de Piacenza) y finalmente la joven Silvana Pagani que el 10 de enero de 1953 debutó en la selección nacional en el amistoso Bélgica - Italia 41 - 43. Desafortunadamente, al estar en el mismo año regresó a la Serie A también el equipo masculino, la compañía no pudo mantener económicamente dos formaciones al más alto nivel, tuvo que tomar decisiones dolorosas y cerró la sección femenina, que se fusionó con GS Necchi que estaba en la Serie B, entrenada por Edoardo Taveggia y estaba compuesta por excelentes jugadoras como Milena Gelmetti (que tuvo una carrera gloriosa en Standa), Bonfante y la muy joven Laura Bolis (que tuvo en los años siguientes una carrera honorable a nivel nacional) Entrenador de este grupo ganador, el de veinte años de edad, Lele Rosolen, que comenzó desde aquí su prestigiosa carrera como entrenador al mismo tiempo que la de jugador, que encontraremos de nuevo en el capítulo relativo a los años 70. En la temporada 1953/54 obtuvieron un 5º lugar en el grupo clasificatorio, mientras que en la temporada 1954/55 (la última) alcanzaron el playoff para el ascenso a Serie A con Fiat Torino, perdido por 38-40, lo que decretó el cierre de la sección femenina también de GS Necchi, que prefirió desviar todos sus recursos a Pavia basketball que estaba en la primera serie masculina. La Sección Femenina de la AP Wave Pavia fue fundada en diciembre de 1957 por el incansable DS Luigi Bigi, al agrupar las órdenes del Dr. Edward Taveggia (ex entrenador de la GS Necchi), en el gimnasio de la casa de estudiantes, veinte de todos los atletas pavesi incluyendo Bonfante y Bolis, que ya habían jugado en la GS Necchi Pavia, Italia en la Serie B A mediados de los años 50. La actividad competitiva del "ondine" comenzó inscribiéndose en la promoción Regional Lombarda 1958/59, entró en el grupo B, ganó invicto con acceso a las finales regionales, terminó en 4º lugar, suficiente para obtener la admisión a la Serie Nacional B. También en el Campeonato de la Serie B 1959-60 el grupo clasificatorio a fue ganado fácilmente por la ondine, garantizando el acceso a las semifinales nacionales; en el que la ola perdiendo ante Libertas Bolonia fue excluida de la final pero, con el tercer lugar final, como parte de la expansión de la serie máxima a tres grupos, obtuvo el repechaje a la Serie A 1960 - 61. En la que, a pesar de presentarse como una recién ascendida con la misma formación del año anterior, logró un honorable 4º lugar en el grupo A, detrás de Standa Milano, Autonomi Torino y Electrolux Milano. Vale la pena mencionar a este grupo de atletas y personal (principalmente de Pavía) que trajo a Pavía de vuelta a la liga superior: Bonfante (cap.), Bolis, Pagani, Piacenza, Bruschi, Gallotti, Malinverno, Paolucci, Petrucci, Savoldi, Scola, Viola, Archinti. Entrenador Dr. Edoardo Taveggia, asistentes Brega y Renati, masajista Luigi Vecchio. Las ambiciones comenzaron a crecer y por lo tanto en vista de la Serie A 1961-62 la formación se fortaleció con el regreso de la ex Nacional Silvana Pagani, de Cortesi y Ferrario (de la Standa Milano), Pozzato (de la Cagnola Milano). En el grupo B La Onda obtuvo un excelente 3er lugar solo por detrás de Fiat y Autonomi Torino, con el gran mérito de haber inaugurado el PalaEspo el 26 de noviembre de 1961, que hasta 1985 fue el "fortino" de pavese basketball. Colocación que permitió a Pavese ser admitido a la nueva Serie a 1962-63 en un solo grupo de 12 equipos, lo que exaltó el ambiente, tanto es así que el presidente fue nombrado de nuevo ing. Cazzani (solo el que en 1947 había causado la división) e inmediatamente subió el listón. La campaña de compras fue suntuosa: llegó Licia Pasquali (del stand de Milán y 2 veces scudettata con Legnano), Nidia Pausich y Marisa Geroni (ambas tri - scudettata con Udinese, que acababa de disolverse). Un trío de "nacionales" , que colocaron al pavesi en el número de favoritos en el scudetto, como lo confirmaron los hechos, tanto es así que la ola se colocó en el 3er lugar general superado solo por Fiat Torino y Standa Milano. Aquí llegamos al año top-down, en el Campeonato de la Serie A 1963-64: por primera vez la compañía pudo usar un patrocinador en la firte television company en Pavía, lo que permitió agregar al ya fuerte personal del año anterior otros dos peones del quinteto: Pasquini (de Europhon Milano) y Nicoletta Persi (ganador de 5 scudetti con Trieste y Udine y ya 48 veces " azzurra ") procedentes de Pejo Brescia. El entusiasmo creció inconmensurablemente alimentando las ambiciones de scudetto, que objetivamente no eran una quimera. Persi-Pausich-Geroni constituyó un trío de nivel internacional, bien apoyado por los milaneses Pasquali y Pasquini y el muy válido pavesi Bonfante (cap.), Bolis, Piacenza, Beretta y Pagani. Bueno, 5 de las olas de esa temporada, estaban en la selección nacional. El partido de ida vio a Onda y Fiat emparejados en la delantera con 17 puntos, causando un inesperado (más tarde fatal) paso en falso con la Standa en Milán Forza& Coraggio, equilibrada el 29 de diciembre de 1963, por la victoria 58 - 54 contra Fiat Torino, campeón italiano a cargo. El Palacio de la exposición fue lleno por cerca de 2. 000 espectadores, lo que representó el récord absoluto para un partido de Campeonato femenino en Italia. Mientras que el Pavese siguió esa victoria un camino claro posterior, en el regreso el Fiat confirmó su superioridad sobre el Milanés, luego torinesi y Ondine se encontraron en puntos iguales y se convirtió en decisivo el enfrentamiento dirigido a Turín, perdió 37 - 35 (para un arbitraje absolutamente local) entre mil controversias y peleas entre aficionados. Al final del Campeonato Fiat ganó el scudetto con 35 puntos y solo una derrota, contra los 34 (y solo dos derrotas) del "ondine" en el lugar de Honor. Pero se avecinaba una burla aún mayor. Tras la renuncia por razones técnico - políticas del equipo campeón italiano de la GS Fiat, la Onda (como segundo lugar) fue invitada por la F. I. B. A. participar en la Copa de Europa de los campeones de los respectivos países. Esta fue una noticia absolutamente "sensacional" , así como una oportunidad probablemente "irrepetible" para el deporte de la ciudad. Pero llegó en un momento crítico para la compañía pavese, cuyos gerentes estaban luchando para evitar la exclusión de la parte superior del campeonato nacional, causó la quiebra del patrocinador FIRTE que también se perdió la contribución prometida para la temporada que acaba de terminar. Desafortunadamente, todo fue solo un hermoso sueño, así como el punto más alto alcanzado por un equipo de la ciudad de Pavía en la historia del baloncesto. Como ya sucedió a los machos (tercero absoluto en 1955/56), subiendo la montaña, las compañías de baloncesto Pavese no pudieron querer/ser capaces de poner el piolet en la Cima, más generalmente, debido al desinterés total de las fuerzas económicas de la ciudad, incluso si estaba en pleno milagro económico. Después de 5 años de ausencia total de la actividad superior del baloncesto femenino, gracias a Lele Rosolen (que mientras tanto también se había hecho cargo de la gestión de la ola masculina) y su amigo el Presidente Dr. Casinghini, en 1970 se formó un primer grupo juvenil femenino que participó en los juegos juveniles. En 1972/73, con el apoyo del patrocinio de la fábrica de pieles Annabella, hizo su debut en el Campeonato de promoción con un equipo totalmente formado por atletas de Pavía, ganándolo en 1974/75 promoción a la Serie Nacional B. en esos primeros años, los jugadores eran todos muy jóvenes y pavesissimo. Llegó a la Serie B El roster necesitaba refuerzos y Rosolen logró traer a Pavia a Luisa Zambon (ex nacional y una de las mejores jugadoras italianas de la época) que a los 34 años quería poner fin a su carrera, ayudando a la joven Annabella a ascender a la máxima Liga. Esto sucedió en la temporada 1976/77, también gracias a la inclusión de la experiencia de la veterana Ex - Onda Laura Bolis, de Ferrante (de Roma) y Rebosio (de Standa). Después de la última aparición de la ola en 1964, se realizó la misión de devolver a Pavía al más alto nivel Femenino. Todo esto gracias a la experiencia del timonel Lele Rosolen, el gran apoyo y la pasión del Dr. Ravizza y el compromiso de las chicas que crearon ese éxito, que vale la pena recordar: además de los veteranos mencionados anteriormente, los jóvenes de Pavía que crecieron en la guardería: Bocchieri, Gandolfi, las hermanas Gastaldi, Ficara, Gnocchi, Contardini, Trabatti, Rosolen, Montemartini. En el Campeonato de la Serie A 1977 - 1978 Annabella estaba frente a oponentes muy fuertes y luchó para tomar las medidas del nivel mucho mayor (GEAS, Turín, Treviso, Vicenza). Después de completar su tarea, los veteranos abandonaron la escena, pero no fueron reemplazados adecuadamente por los recién llegados: alessandrina Zecchin, de Mori y Pedrini desde el estrado. La 1ª etapa terminó con solo una victoria y 13 derrotas. La Poule salvezza a 8 terminó con 5 victorias, que no fueron suficientes para mantener la categoría, por lo que el Pavese descendió a la Serie B. en la que, con el advenimiento a la presidencia de AVV.Lo Buglio se jugaron dos temporadas discretas, lo que permitió la admisión a la recién nacida Serie A2 (que de hecho siempre fue una B con un nuevo nombre). En la temporada 1980/81 y la siguiente 1981/82, Annabella se colocó 10º y en el verano de 1982 Annabella Pellicceria no renovó la pareja, Rosolen dejó la dirección técnica y se trasladó a Alexandria. Así terminó una década muy positiva, que sancionó el renacimiento del baloncesto femenino de la ciudad y arrastró los siguientes veinte años permanentemente al 2do nivel nacional femenino, con picos de excelencia absoluta en los años 90. La compañía, no sin dificultad, tuvo que reestructurarse y en 1984/85 descendió a la Serie B, pero, gracias al gran compromiso del presidente del Buglio y líder Elena Rovati, en 1985-86, regresó triunfalmente en A2 con una canasta en el atrevimiento de la desesperación lanzado por Cris Gandolfi (veterano de Annabella en un play-off - promoción con Bolzano. La categoría se mantuvo constantemente entre altos y bajos, incluso con prestigiosos emparejamientos (Cademartori), hasta finales de los años 90. excelentes jugadores se turnaron en esos años, muchos procedentes de Milán, pero también un buen núcleo de pavianos como Montemartini, Vittorio, Necchi, Vietti, grupos. En el verano de 1991 en el As baloncesto Pavia, hubo un cambio en la parte superior y el contador Ripa fue nombrado presidente, con un nuevo patrocinador se encuentra en el roasting Moka Sir. la categoría se mantuvo la A2F y por 4 veces consecutivas y se perdió en la final para subir A1F: en la temporada 91/92 con el GEAS Sesto, en la temporada 92/93 con Lissone, en la temporada 93/94 con Bolonia. E incluso si en la temporada 1994-95 el A2F cambió su nombre en el imaginativo "A1 poule B" , no cambió la sustancia y aún así el pavesi perdió la final de la "promoción play off" , esta vez con el baloncesto Costa Masnaga. En julio de 1995 el nuevo patrocinador Gruppo Brasilia-Ulka se unió al club y la dirección decidió no enfrentar otra vez la categoría cadete, sino adquirir el derecho de A1F de Avellino, por lo que Pavía después de 17 años (la última ocasión fue en 1977/78 con Annabella) regresó al más alto nivel nacional femenino. En la Serie A1f 1995 - 1996, el entrenador Roberto Ricchini (futuro entrenador de la selección nacional), el impacto con la categoría más alta se sintió inmediatamente y, después de un preocupante 11º lugar en la temporada regular, Brasilia obtuvo la Salvación gracias al 2º lugar en el grupo de descenso. El debut A1F es también el último año de las banderas de los curtidores locales, Vietti y grupos, con la joven Annalisa Zanierato (nacional junior), apoyada por la pareja USA Hampton y Edwards, la veterana Cinzia Zanotti y de la emergente Elisabetta Moro (que se convertirá en el juego de la selección nacional). En julio de 1996, el patrocinador que había contribuido a la compra de los derechos deportivos de A1 anunció que reduciría significativamente su contribución. El presidente Ripa luego logró convencer al Presidente Invernizzi de Vittuone (una empresa con la que ya había una colaboración a nivel juvenil) para unirse a las dos empresas en sinergia. En la Serie a1f temporada 1996 - 1997 el bar se elevó: la sede se mantuvo en Pavía, PS Invernizzi y VP operativo Ripa, patrocinar la empresa Sive De Vittuone, campo de Juego Vittuone en la temporada regular y Pavía en los play offs. El entrenador del título Paolo Rossi (jugador de baloncesto), ya ganador de un scudetto y una copa de Campeones con Cesena, se encargó de la gestión técnica del equipo A1 y la supervisión del sector juvenil. Después de un increíble 2º lugar en la temporada regular, Pavía ganó la semifinal del play - off (perdió 0-2 ante Parma). En la Serie A1f temporada 1997 - 1998, con el 4º lugar en la temporada regular el pavesi se confirmó en la parte superior nacional, llegando a la semifinal de play - off luego perdió con el Comense 1-2 (71-73 el resultado en el play - off para acceder a la final). Temporada mejorada por la conquista del scudettino junior http://www. FIP. es / juvenile / DocumentoDett. asp? Iddocument = 63741 que es el único título juvenil que un club de Pavía ha logrado en baloncesto. Con estas dos colocaciones, Pavía obtuvo el derecho (en el campo) para participar en la Copa Ronchetti. Hubo dos temporadas hermosas pero muy costosas económicamente, porque el personal era de primera categoría, con los EE.UU. Hapton, Edwards, Trice y Jordania apoyados por la nacional italiana Marianna Balleggi, Angela, Arcángeles, Renata Salvestrini, Susanna Padovani y, aunque los resultados en el campo cumplen las promesas de EVA, el baloncesto femenino (en años en los que estuvo ausente cualquier otra parte superior masculina), no logró obtener los siguientes entre los aficionados que la gerencia esperaba tanto que, en el verano de 1998, el derecho a la Serie A1f 1998 - 1999 fue vendido a la empresa abejas de Treviglio, transfiriendo actividades y campo de juego, aunque durante un año conservó el nombre de Basket Pavia, la última temporada "virtual" de Pavia en el baloncesto femenino La primera y única presencia internacional de un club de Pavía en la historia del baloncesto, pero paradójicamente, nunca se jugó en Pavía, sino un año en Novara y el siguiente en el Palalido de Milán.

Compañías italianas de baloncesto

Tresinaro Cesta Scandiano

Tresinaro Basket Scandiano fue un Club de baloncesto femenino con sede en Scandiano, Italia. Patrocinado por Careca, jugó dos campeonatos de la Serie A2 a princ...

Deportes en Scandiano

Esta página se basa en el artículo de Wikipedia: Fuente, Autores, Licencia Creative Commons Reconocimiento-CompartirIgual.
This page is based on the Wikipedia article: Source, Authors, Creative Commons Attribution-ShareAlike License.
contactos
Política de privacidad , Descargos de responsabilidad